Investiciencias.com

Cuando las células se enferman

Cuando las células se enferman 

08 agosto 2004

 Una nueva asociación pretende difundir información acerca de un grupo de enfermedades poco conocidas.

 

Las enfermedades de depósito lisosomal son consecuencia de una deficiencia en las células encargadas del reciclaje en el organismo.

 

Visitar a un médico por síntomas al parecer tan inofensivos como una anemia, un sangrado, una inflamación abdominal o dolor en los huesos es algo normal. No hay enemigo pequeño, y por comunes que sean los anuncios de una enfermedad, detrás de todas estas dolencias es posible que haya algo más grande
 
, y aun peor, ignorado.

En el idioma de los médicos, un mal raro es conocido como una enfermedad de baja frecuencia. Y este es el caso de las enfermedades de depósito lisosomal. El cuerpo humano tiene unas células conocidas como macrófagos, que se comen las células desgastadas y las degradan en los lisosomas, unos aparatos de la célula que funcionan como plantas de reciclaje. Gracias a unas enzimas, los macrófagos se encargan de digerir las células dañadas hasta convertirlas en unas moléculas que el organismo luego recicla.

En las personas que padecen las enfermedades de depósito lisosomal estas enzimas no funcionan correctamente y son incapaces de desechar los compuestos, lo que hace que éstos permanezcan almacenados dentro de los lisosomas. Los macrófagos empiezan a aumentar de tamaño y luego se acumulan, por ejemplo, en el hígado, el bazo, los pulmones, los huesos y la piel, lo que trae consigo graves consecuencias.

Con el fin de trabajar de la mano de pacientes y médicos en el diagnóstico y tratamiento de estas enfermedades en Colombia se creó Acopel, la asociación que agrupa a aquellos que padecen enfermedades de depósito lisosomal. "Nuestra entidad brinda orientación médica y sociológica a los pacientes y sus familias. Además nos encargamos de ofrecer asesoría para que accedan a los tratamientos", explicó Luz Victoria Salazar, presidenta de Acopel.

Y es que para los cerca de 40 tipos de enfermedades de depósito lisosomal apenas se han descubierto tratamientos para cuatro de ellas: Gaucher, Fabry, MPS y Pompe. Todos estos males los provoca una falla genética que se manifiesta cuando el paciente hereda el gen defectuoso tanto de su padre como de su madre, quienes no necesariamente desarrollan la enfermedad por tratarse de un gen recesivo.

Por falta de conocimiento es posible que muchas personas padezcan alguna de las enfermedades de depósito lisosomal y tengan diagnósticos equivocados o desconozcan la existencia de tratamientos, como le ocurrió a Francisco Triana, un joven de 15 años. Tenía continuos sangrados, dolores en los huesos, el estómago hinchado y problemas de crecimiento. Los médicos pensaban que la única solución era extraerle el bazo, pero luego de consultar una segunda opinión se llegó a la conclusión de que el joven sufría de la enfermedad de Gaucher. Ahora, luego de una acción de tutela, está en tratamiento.

Se calcula que una de cada 100.000 personas sufre de estas enfermedades y en Colombia se han detectado 65 casos. No existe una cura pero es posible detener su avance e incluso que el paciente logre mejorar. "El tratamiento es una terapia de reemplazo de enzimas, que es un poco costoso pero trae grandes beneficios. Ya hay 40 pacientes que lo reciben y el resto está a la espera de fallos de tutela. Otros cuantos han tomado distancia", explicó Salazar.
 
Artículo tomado de: http://www.semana.com/vida-moderna/salud/articulo/cuando-celulas-enferman/67370-3- Visitado el 26 de nero de 2014- 8:00 p.m.
LA CIRCULACIÓN EN LOS HUMANOS
 
En los seres humanos la circulación ocurre de forma similar a todos los mamíferos. Primero debes saber cuáles son los órganos que componen  este interesante sistema.
  • El Corazón: órgano que impulsa la sangre para que se traslade por todo el cuerpo
  • Arterias, Venas y vasos capilares: son los conductos por los que pasa la sangre
  • Sangre y linfa: son tejidos fluidos, se encuentran formados por líquido extracelular (plasma y linfocitos) La sangre está formada por eritrocitos (glóbulos rojos), leucocitos (glóbulos blancos) y plaquetas 
Ahora hablemos de cada uno:
 
El corazón: es un órgano que se encuentra ubicado en medio del pecho, protegido por la caja torácica .  Es un músculo con forma de cono que varía su tamaño según el animal al que pertenece, en el caso de los humanos se puede decir que tiene el tamaño del puño.  Tiene cuatro cavidades dos ubicadas en la parte superior, llamadas aurículas  y dos en la parte inferior llamadas ventrículos. Las cavidades del lado derecho se encuentran separadas por una pared que no permite que se comuniquen.
En las siguientes imágenes podrás encontrar un dibujo del corazón con todas sus partes y una fotografía del corazón real.
 

 corazon

Tomado de:http://www.yalemedicalgroup.org/stw/images/126230.jpg

corte_corazon

 Fotografía tomada en el laboratorio de disección de corazón-2012



Los latidos del corazón ocurren en dos tiempos, primero los músculos de la pared de la aurícula se contraen y actúan como una bomba que impulsa la sangre hacia el ventrículo; luego, los músculos de la pared muy gruesa de éste envían la sangre con gran fuerza hacia las arterias, las cuales la conducen al resto del organismo.
 
El corazón late a razón de 60 a 80 veces por minuto, lo que indica que se contrae más de dos billones de veces durante el lapso de vida normal. En cada minuto, el corazón expulsa alrededor de siete litros de sangre.
 
¿Cómo funciona el corazón?
 
Cuando pones tu mano en el lado izquierdo de tu pecho puedes sentir los latidos del corazón, esto ocurre porque este órgano bombea la sangre hacia venas y arterias. La contracción y relajación alternada de las cámaras del corazón (aurículas y ventrículos) se conoce como ciclo cardiaco. Esto ocurre asi: Las dos aurículas se contraen y lanzan la sangre a los dos ventrículos, luego éstos se contraen llevando la sangre a las arterias. La contracción ventricular se llama sístole, la contracción de las aurículas se llama diástole. La sístole dura 0.3 segundos y la diástole 0.5 segundos. En una persona promedio, este proceso se puede repetir entre 65 y 72 veces cada minuto.
 
 
 
 
 
Visita el siguiente link para conocer más sobre la frecuencia cardiaca: